Se subió a la cornisa pero volvió a bajarse al oír las voces de aquellos que estuvieron allí antes que él. Todos le decían que le estaban esperando abajo. Lo que le inquietaba es que no sabía a que se referían exactamente con aquello de “abajo”.

0 comentarios

Deja una respuesta

Marcador de posición del avatar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *